El proceso es el mismo que el que se explica en el artículo Cómo subir a un plan superior. La diferencia estriba en que, en este caso, la factura que recibirás será una factura en negativo, debido a la bajada de precio. Es el saldo a tu favor por regularización

Ese saldo queda a tu favor y queda preservada para los próximos cargos en la siguiente renovación de tu plan (ya sea mensual o anual) hasta que quede a cero, que será el momento en el que  volveremos a pasar los cobros por el plan que hayas contratado.

Si precisas más información o tienes alguna consulta no dudes de ponerte en contacto con nuestro servicio de Atención al cliente. ¡Estarán encantados de ayudarte!.

¿Encontró su respuesta?